Sustituyen a director del INM por encargado de penales

Andrés Manuel López Obrador, y Francisco Garduño. (Imagen de archivo)
- Publicidad -

Este viernes, Tonatiuh Guillén dejó su cargo al frente del Instituto Nacional de Migración (INM).

En su lugar, el presidente Andrés Manuel López Obrador nombró a Francisco Garduño, quien hasta esta tarde fungía como comisionado del Órgano Administrativo Desconcentrado de Prevención y Readaptación Social federal.

Entrevistado al respecto, el presidente López Obrador admitió que fue él quien solicitó el relevo al considerar que Garduño es competente para ocupar el cargo.

El tabasqueño aseguró que pese a la determinación, no hay rupturas.

“Tuve que tomar esta decisión porque consideramos que es lo mejor y lo hicimos en buenos términos, no hay ruptura”, dijo el mandatario al arribar al aeropuerto de Chihuahua.

“Estamos fortaleciendo el equipo, Tonatiuh es una extraordinaria persona, lo estimo, lo respeto, pero tuvimos que tomar esta decisión”, añadió.

La decisión la tomó en consenso con el subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas e insistió en que Garduño es apto para la nueva estrategia encabezada por Marcelo Ebrard para atender el flujo migratorio proveniente de Centroamérica.

En ese grupo, Garduño fue designado como responsable de los enlaces con las áreas de Migración para registrar y dialogar con los solicitantes de asilo.

López Obrador descartó que México termine por convertirse en Tercer País Seguro porque se lograrán las metas de su plan migratorio.

A ese respecto, afirmó que están acostumbrados a los desafíos.

(Con información de Milenio y Reforma)

Comentarios