SFP inhabilita a ocho funcionarios por el socavón

- Publicidad -

A casi un año de los decesos ocurridos por el socavón del Paso Exprés, la Secretaría de la Función Pública (SFP) impuso sanciones a ocho servidores públicos de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y de la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

Ninguno de ellos es Gerardo Ruiz Esparza, titular de la SCT; ni Roberto Ramírez, titular de la Conagua.

Quien sí está entre los sancionados es José Antonio Alarcón Ezeta, ex director general del Centro SCT Morelos, quien fue separado del cargo el 14 de julio de 2017, dos días después de que se abriera el socavón.

A Alarcón Ezeta se le señala de haber incurrido en distintas irregularidades, por lo cual hasta el momento ha sumado tres sanciones.

En cada una de ellas, el castigo consistió en destitución e inhabilitación por un año para ejercer cualquier cargo, empleo o comisión en la Administración Pública Federal.

Entre los sancionados por la SFP, también figura la residente de obra, Teresa León Reséndiz, a quien le impusieron una inhabilitación por 10 años.

León Reséndiz sumó además otras dos destituciones e inhabilitaciones, por un año y una suspensión por 30 días.

Según refirió este jueves la SFP a través de un comunicado, los demás sancionados, ocupaban los cargos de residente de obra, residente general, subdirector y director general adjunto.

De los ocho funcionarios, precisó la Secretaría, siete están adscritos a la SCT y uno más a la Conagua.

La SFP practicó una auditoría a los contratos de planeación, ejecución y supervisión del Paso Exprés que comprende 14.5 kilómetros.

Esto, luego de que el 12 de julio de 2017, a tan solo tres meses de haber sido inaugurada, la vía presentara un socavón de 5 metros de profundidad en el que cayeron dos personas que viajaban en un vehículo, quienes fallecieron en el lugar.

Los resultados de la Auditoría arrojaron que hubo diversas irregularidades, entre ellas una falta de atención a una obra hidráulica ubicada en el kilómetro 93+857.

Esta omisión hizo que la barranca, que cruza por debajo de la vía, se tapara y el agua acumulada fracturara un muro de contención, arrastrara tierra de relleno y se formara el socavón.

“De esta manera, culmina parcialmente un proceso que abarcó una auditoría y el inicio de diversos expedientes de investigación, mediante la Subsecretaría de Auditoría y Control de la Gestión Pública de la SFP; y de los órganos internos de control en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, Comisión Nacional del Agua y el Banco Nacional de Obras”, indicó la SFP.

(Con información de Reforma)

Comentarios