Señalan a Romero Deschamps de robar combustible en pipas

AMLO asegura que no protegerá a ningún líder sindical y se compromete a solicitar el historial de denuncias que hay en contra del líder petrolero

Imagen de archivo
- Publicidad -

El líder del sindicato petrolero, Carlos Romero Deschamps, cuenta con añejos antecedentes sobre su problemático proceder dentro de la empresa estatal Petróleos Mexicanos (PEMEX).

Incluso, el polémico dirigente ha sido señalado de ser pionero en el robo de combustible al interior de la petrolera.

Así lo refiere un expediente de la Dirección Federal de Seguridad (DFS) de 256 fojas que data de hace 40 años, el cual además da cuenta de múltiples acusaciones de secuestros y golpizas contra sus adversarios, venta de plazas y desvío de recursos del gremio para campañas políticas por parte del tamaulipeco.

Entre los agentes que seguían los pasos de Romero Deschamps estaban Javier García Paniagua y Miguel Nazar Haro, considerados como leyendas del espionaje político en México.

Los espías de la DFS empezaron a seguir a Romero Deschamps en noviembre de 1977, cuando a los 33 años de edad se postuló como candidato a secretario general de la sección 35 del sindicato.

En el expediente se documenta que siendo diputado federal encabezaba el saqueo de combustible en la refinería de Azcapotzalco, sustrayéndolo en pipas con doble fondo que, presuntamente, eran de su propiedad.

No obstante, conocido por amedrentar a sus contrarios, Romero Deschamps fue defendido por el entonces superintendente de la refinería quien desacreditó la versión del robo, la cual incluso fue publicada en periódicos de la época.

Los informes de la extinta policía política mencionan episodios violentos en los que estuvo involucrado Carlos Romero Deschamps.

La provocación de un incendio en la sede del PRI en Hidalgo y hasta un reporte de haber golpeado a un sacerdote, son solo algunos de ellos.

Ambos sucesos ocurridos en 1985.

Sobre este último, cabe precisar que, el 16 de octubre de 1985, el agente federal José Luis Montiel Bobadilla dio cuenta de que el padre Luis Silva, de la iglesia de San Juan de los Lagos, en Azcapotzalco, denunció que Romero Deschamps lo abofeteó.

La agresión fue porque Romero pretendía controlar el albergue que había en la iglesia.

“Se constató que en dicho albergue se encuentran 28 personas, de las cuales solamente cuatro son damnificados”, menciona el reporte.

El padre golpeado formalizó una denuncia en la delegación de policía.

De igual forma, hay constantes indicios de la forma como Romero Deschamps desviaba recursos del gremio para apoyar a candidatos por los que tenía simpatía.

“Carlos Romero Deschamps, asesor de la sección 35, informó que la misma acordó entregarle a Salvador Barragán Camacho un cheque por la cantidad de 1 millón de pesos para su campaña como candidato a senador por el estado de Tamaulipas”, menciona un informe de la DFS, fechado el 13 de abril de 1982.

La misma práctica de desviar fondos a favor del PRI la utilizaría 18 años después en el llamado Pemexgate.

Los reportes de espionaje incluyen una detallada ficha de vida: nació en enero de 1944 en Tampico, Tamaulipas; concluyó los estudios de secundaria y luego cursó una carreta técnica de dos años como contador privado en la Academia Comercial ‘Eficiente’, de Tampico.

En busca de mejores oportunidades, emigró a Salamanca, pero no logró entrar como trabajador de Pemex en la refinería de aquella ciudad.

Fue entonces que se mudó a Azcapotzalco, en donde consiguió plaza e inició su trayectoria como petrolero.

El presidente Andrés Manuel López Obrador declaró en relación a lo anteriormente mencionado, que solicitará la información de todas las denuncias pendientes que existen en contra del líder sindical, y aseguró que no protegerá a los organismos sindicales.

“No protegemos sindicatos, no protegemos a líderes sindicales, el Gobierno no tiene dirigentes sindicales preferidos, no hay línea de proteger a nadie, esto ya cambió y si existen investigaciones en contra de dirigentes sindicales, siguen su curso, no se van a detener”, dijo.

“También deben existir las denuncias. Sería muy bueno en este caso que se sepa y, como lo está planteando, lo voy a solicitar, si existen denuncias para tener elementos, cuándo se presentaron, que no sea solo la nota periodística, sino que haya papel”, añadió el mandatario.

(Con información de Reforma)

Comentarios