PRI se resiste a nuevas reglas del INE para fomentar equidad

PRI-Gobierno impugna las reglas para el proceso electoral del 2018... las batea ¡así como van saliendo!  

- Publicidad -

La Presidencia de la República ha encabezado diversas impugnaciones contra las medidas tomadas por el Instituto Nacional Electoral para generar condiciones de equidad en el proceso electoral de 2018.

La han emulado el PRI, los Gobernadores y los legisladores de ese partido.

Con el apoyo del Partido Verde, el tricolor ha buscado echar atrás las restricciones al uso de programas sociales con fines proselitistas, al uso de recursos públicos para adquirir propaganda gubernamental, los calendarios electorales y la prohibición a repartir tarjetas a la ciudadanía durante las campañas.

El pasado 05 de septiembre, luego de que la oposición denunciara la utilización de programas sociales por parte del Gobierno federal y estatal para favorecer al PRI en los últimos comicios mexiquenses, el Consejo General del INE decidió emitir lineamientos para poner candados al uso de los programas sociales y la adquisición de propaganda gubernamental durante el proceso electoral.

Sin embargo, en las últimas semanas, la Consejería Jurídica de la Presidencia, los Gobernadores priistas de Coahuila, Colima, Tlaxcala, San Luis Potosí, Sinaloa, la CIRT, el PRI y el Verde decidieron impugnarlos ante la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, al considerar que esas restricciones son ilegales y una extralimitación de las facultades que posee el INE.

Si bien, la Sala Superior aún no dicta sentencia sobre esos lineamientos en particular, muchos creen que pudiera darles la razón a los tricolores pues, en agosto, en un caso similar, decidió revocar las denominadas reglas de “cancha pareja”, cuya intención era prohibir desde el 08 de septiembre, fecha de inicio del proceso electoral, que servidores públicos y aspirantes usaran recursos del erario para autopromocionarse en cualquier medio de difusión.

Dichas reglas fueron impugnadas por Presidencia, los Gobernadores del Estado de México, Chiapas, la dirigencia nacional del PRI, la CIRT y docenas de legisladores emanados de las filas del tricolor y el partido del tucán bajo el argumento de que la autoridad electoral excedió sus facultades legales al emitirlos y violó la libertad de expresión y el principio de rendición de cuentas.

Otra de las pataletas que hizo el tricolor, seguido de sus secuaces, fue la impugnación contra la prohibición del uso de tarjetas durante las campañas electorales que generó escándalos como el de Monex y “Salario Rosa”, que fueron repartidas en el Estado de México y Coahuila.

El PRI y el Verde impugnaron esta reforma ante el Tribunal alegando que la entrega de tarjetas es legal y su prohibición no está contemplada en la ley.

El tricolor también impugnó la homologación de calendarios y al ajuste para que, a nivel nacional, haya una fecha única para que finalicen las precampañas, al considerar que el INE incurrió en una inconstitucionalidad al emitir esos acuerdos, y violó el principio de certeza afectando los tiempos establecidos para que los partidos aprueben sus convenios de coalición.

Los “rebeldes” se han valido del argumento de que el INE ha excedido sus facultades legales al emitir dichas reglas y atenta contra principios como la libertad de expresión.

(Con información de Reforma)

Comentarios