Repelen militares a alcaldes con gas lacrimógeno

Se manifestaban en Palacio Nacional y buscaban audiencia con AMLO

- Publicidad -

Militares rociaron gas lacrimógeno a alcaldes que esta mañana se manifestaron en Palacio Nacional.

A través de un comunicado y luego de que los munícipes que participaron en la protesta lo dieran a conocer, la Vocería de la Presidencia de la República reconoció que la medida se utilizó y justificó que se hizo con fines disuasivos.

(…) irrumpieron por la fuerza a través de Puerta Mariana, con lo que pusieron en riesgo la vida de trabajadores –dado que se trabaja desde andamios en la reparación de la fachada- y peatones, además de que agredieron al personal de seguridad.

Por esa razón, con fines disuasivos se dispersó una dosis moderada de aerosol defensivo natural en el ambiente que no puso en riesgo la vida de ninguna persona”, argumentó la dependencia.

Según explicó Presidencia, desde que arribaron los alcaldes encabezados por Enrique Vargas del Villar (Huixquilucan), Juan Hugo de la Rosa García (Nezahualcóyotl), Francisco Javier Castellón Fonseca (Tepic) y Víctor Manuel Manríquez González (Uruapan), buscando una audiencia con el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Ellos fueron atendidos por la coordinadora de Atención Ciudadana, Leticia Ramírez Amaya, quien ofreció una mesa de trabajo por parte de la Secretaría de Gobernación (Segob) para escuchar los planteamientos.

No obstante, según la versión de la Vocería, no solo se negaron, sino que intentaron acceder por la fuerza al recinto.

Finalmente, aceptaron un encuentro con funcionarios de la Secretaría de Gobernación (Segob) encabezados por el titular de la Unidad de Gobierno, Waldo Fernández González y acordaron regresar en próximos días para continuar el diálogo.

Lamentablemente el @GobiernoMx nos recibe con gas lacrimógeno y el presidente @lopezobrador_ se niega a escuchar a alcaldes de toda la República Mexicana. ¡No entienden que no entienden #SinMunicipiosNoHayNacion”, se quejó por la mañana el diputado panista Juan Carlos Romero Hicks, quien acompañó a los alcaldes.

La medida fue criticada por usuarios de redes sociales, quienes incluso compararon el hecho con el operativo realizado el jueves pasado en Culiacán, cuando fuerzas federales de seguridad decidieron replegarse y no detener a Ovidio Guzmán, hijo del Chapo cuya detención estaba prevista para ese día.

También hubo quien sugirió a los manifestantes secuestrar autobuses y choferes, pues consideran que así es más fácil un acercamiento con el presidente.

México es un estado en el que a los narcos se les dan abrazos y no balazos, pero a los alcaldes que exigen recursos para los ciudadanos se les da gas lacrimógeno… Ahora ya lo saben, para la próxima mejor secuestren autobuses…”, dijo una usuaria de Twitter.

Comentarios