Pide AMLO tregua por gasoductos

Andrés Manuel López Obrador y Manuel Bartlett. (Imagen de archivo)
- Publicidad -

El tira y afloja continúa con el tema de los contratos de gasoductos entre la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y empresas privadas por los arbitrajes que se han solicitado. 

Por un lado, el embajador de Canadá en México, Pierre Alarie, negó rotundamente que las empresas IEnova y TransCanada iniciaran un arbitraje como aseguró este martes el director de la la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett.

“Eso no es cierto. Hay diferencia entre un amparo y un arbitraje, las empresas sí se protegieron pero no empezaron un proceso de arbitraje”, señaló el funcionario canadiense al ser cuestionado sobre el tema, en el Sorteo Mayor Conmemorativo al 75 Aniversario de Relaciones Diplomáticas México-Canadá.

El diplomático incluso acusó a la empresa estatal de energía de no transparentar toda la información sobre el arbitraje al contrato del gasoducto Sur de Texas-Tuxpan, y advirtió que todas esas acciones generan más confusión entre los inversionistas.

Además, lamentó la negativa de la CFE para sentarse a dialogar y alertó que las empresas pueden recurrir al Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP) o al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) para solucionar el problema, aunque reconoció que esa no es su intención.

No obstante, dijo que eso puede servir de carnada para los que se oponen a ratificar el nuevo Tratado Comercial de los países americanos del norte.

“No hay que dar municiones a la gente que se opone al Tratado”, dijo.

Alarie aseguró que las empresas canadienses están dispuestas a revisar los contratos y negociar.

Y en ese contexto, esta mañana el presidente Andrés Manuel López Obrador planteó una “tregua” en los arbitrajes de la CFE y empresas constructoras de gasoductos para que se alcance un acuerdo.

“Mi propuesta es que haya una especie de tregua en el proceso judicial, sin que nadie pierda sus derechos, para que se busque un acuerdo”, dijo el mandatario en conferencia de prensa matutina.

“Si no hay ese acuerdo, entonces se continúa con el proceso legal”, añadió.

López Obrador señaló que los contratos en disputa suman 80 mil millones de dólares.

“Se trata de contratos por un monto de alrededor 80 mil millones de dólares y si se aceptan como están suscritos los contratos implicaría pagar tarifas muy altas”, dijo el tabasqueño.

Y añadió “estoy hablando de la CFE, que ese gas se utilizaría para la generación de energía eléctrica y si son caras las tarifas implicaría aumentar los costos de la energía eléctrica, es algo que requiere de una atención especial”.

Además, reiteró que no tolerará la corrupción y que se castigará a los funcionarios que resulten responsables por avalar los llamados “contratos leoninos”.

(Con información de Reforma)

Comentarios