Lozoya, brazalete y a dormir

Este miércoles comparece por caso Odebrecht

Emilio Lozoya, exdirector de Pemex
- Publicidad -

La noche de este martes, un juez federal vinculó a proceso al ex director de Pemex, Emilio Lozoya, por el delito de lavado de dinero en el caso de la compra de una planta chatarra que fue comprada a sobreprecio, ocasionando una afectación al patrimonio de Pemex estimada en 8 mil millones de pesos.

Sin embargo, la Fiscalía General de la República (FGR) no pidió para el acusado prisión preventiva, ni fianza, por lo que difícilmente pisará la cárcel.

En su lugar, el juez ordenó colocarle un brazalete electrónico y mantenerlo en vigilancia permanente durante el tiempo que dure su tratamiento en el Hospital Ángeles del Pedregal.

No obstante, una vez dado de alta, gozará de libertad provisional con la única restricción de no salir del país, lo cual tendrá que verificar cada 15 días con una firma en la Unidad de Medidas Cautelares.

En este caso particular, las autoridades suponen que el ex funcionario peñista recibió un soborno de 3.5 millones de dólares por parte de la empresa Altos Hornos de México (AHMSA) para que Lozoya indujera la compra de la planta chatarra.

Se presume que dichos recursos fueron utilizados por el ex director de la petrolera para adquirir una mansión en una de las zonas más cotizadas de la capital del país.

Este miércoles, Lozoya Austin comparece nuevamente ante el juez para enfrentar las acusaciones que hay en su contra por los presuntos sobornos que recibió de la constructora brasileña Odebrecht.

Comentarios