Libre la mujer condenada a 16 años de cárcel por parto espontáneo

En 2015 fue acusada por la Fiscalía de Querétaro de homicidio calificado, se comprobó la falta de peritajes y la defensa acusa a Liverpool de bloquear su atención médica

- Publicidad -

Dafne McPherson, quien sufriera un parto espontáneo en el baño de la tienda Liverpool donde trabajaba en febrero de 2015, y que fue acusada de homicidio calificado, fue absuelta este miércoles luego de permanecer más de tres años en prisión.

La recién nacida murió en el lugar sin recibir atención médica, en tanto que McPherson estuvo a punto de desangrarse.

Cuando ella despertó en un hospital ya tenía una orden de aprehensión en su contra, y no hubo interrogatorio, ni investigación, así que un año después la justicia queretana la condenó a pasar 16 años recluida.

Dafne tiene 28 años y una hija de nueve años de edad.

Asegura que no le teme a empezar de cero: “Me han robado estos años pero me he hecho más fuerte, más dura”.

Esta semana se repuso el juicio a McPherson después de que sus abogados interpusieran un amparo en el que argumentaban que nunca investigaron lo que sucedió el día en el que Dafne sufrió el aborto espontáneo.

La defensa denunció en todo momento que el proceso de la joven estuvo plagado de irregularidades, que las acusaciones de la Fiscalía no estuvieron basadas en ninguna prueba científica, sino en prejuicios y que nunca se aplicó la perspectiva de género a la hora de dictar sentencia.

En el nuevo juicio se llevó a cabo la presentación de testigos por parte de la Fiscalía de Querétaro.

El juez León Guerrero reconoció en la nueva sentencia la inconsistencia de la acusación de la Fiscalía que, no presentó los peritajes correspondientes y no pudo probar que la mujer estuviera enterada de su embarazo y que hubiera realizado alguna acción para matar a su hija.

La acusada fue diagnosticada con hipotiroidismo en los servicios médicos de Liverpool y en el IMSS.

Nadie le dijo que tenía un embarazo de 8 meses y los cambios en su cuerpo fueron asociados a la enfermedad.

El equipo legal de la joven adelanta que emprenderán acciones legales contra la Fiscalía por responsabilidad patrimonial y en contra de la tienda departamental por responsabilidad moral, pues denuncian que el establecimiento no dejó pasar a los servicios de la Cruz Roja después del parto, solo permitieron que fuera atendida por una enfermera del lugar y un grupo de paramédicos privados que tardaron varias horas en actuar.

De acuerdo a datos del Grupo de Acción por los Derechos humanos y la Justicia, unas 800 mujeres se encuentran en una situación similar a la de Dafne en México.

(Con información de El País)

Comentarios