Lanzan periodistas de Iguala SOS por amenazas de muerte

Aseguran que la violencia e inseguridad se han recrudecido en la ciudad guerrerense

Chilpancingo, Guerrero, 14 de octubre de 2020.- Periodistas se manifestaron en la sede de la Fiscalía General de la República (FGR) y en el Palacio de Gobierno, para exigir a los tres niveles que garanticen la libertad de prensa y la integridad física de los reporteros de Iguala
- Publicidad -

Reporteros de Iguala, Guerrero lanzaron un llamado de auxilio a las autoridades por amenazas de muerte que el crimen organizado les ha proferido.

En un documento enviado a los tres órdenes de Gobierno, explicaron que han sido acosados en medio del clima de violencia que ha cobrado fuerza en el municipio a causa de la batalla sostenida entre grupos rivales del crimen organizado.

Periodistas y reporteros del municipio de Iguala de la Independencia, exigimos a las autoridades federales y estatal garantizar el ejercicio de nuestra noble labor. Emitimos una alerta porque estamos en riesgo, y si las autoridades no actúan al respecto, en los próximos días podría ser asesinado alguno de nosotros”, refiere el texto que ha circulado en las últimas horas en redes sociales.

Detallan que la noche del 05 de octubre recibieron llamadas y mensajes de WhatsApp amenazándolos de muerte por su cobertura ante el recrudecimiento de la violencia en el municipio.

Con palabras agresivas y ofensivas, a varios nos amenazaron de muerte y nos exigieron no meternosen la disputa que mantienen dos grupos del crimen organizado, acusando que la información que publicamos es tendenciosa. Ante esto, aclaramos que nosotros nos dedicamos estrictamente a informar”, indicaron los reporteros.

Señalaron que los presuntos criminales les advirtieron que en las próximas semanas a uno de ellos le pasaría lo mismo” que a Pablo Morrugares Parraguirre, quien fue asesinado el pasado 02 de agosto a pesar de que contaba con medidas cautelares.

En algunos casos, también nos amenazaron con atentar contra nuestros familiares”.

Agregaron que Iguala se ha convertido en una zona de silencio ante el incremento de la violencia, e hicieron un llamado urgente a los titulares de los Gobiernos federal, estatal y municipal, así como a las fiscalías, para que garanticen su seguridad y la libertad de expresión.

Indicaron que producto de estas amenazas el pasado 07 de octubre no dieron cobertura a la marcha por la paz” convocada por ciudadanos y transportistas en Iguala.

El silencio que se apoderó de Iguala ese día representa una mordaza para los medios de comunicación, lo cual consideramos, es un hecho gravísimo sobre todo en una ciudad en la que hace apenas seis años, fueron desaparecidos 43 estudiantes, y donde las autoridades prometieron regresar la paz y la tranquilidad” y evidentemente no hay un avance en materia de seguridad y mucho menos justicia en esta ciudad”.

En caso de que algo les ocurra, responsabilizan al Estado Mexicano si es que no atienden su demanda de seguridad y justicia.

A nivel local, se tiene información de que en agosto pasado fue atacado el Diario de Iguala y periodistas han acusado hostigamiento por parte del alcalde Antonio Jaimes (Morena).

A nivel federal, las autoridades están más preocupadas por ser blanco de críticas por parte de los medios de comunicación que por atender los atentados contra la libertad de expresión que han sido denunciados.

Incluso, en el ámbito legislativo, se buscó extinguir el fideicomiso del Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas.

Comentarios