La ASF determina que la SRE protegió de forma insuficiente a los paisanos en Estados Unidos

La Auditoría formuló 51 recomendaciones; los consulados entregaron 42 mdd a ONG sin evaluar sus proyectos.

- Publicidad -

Luego de revisar la Cuenta Pública correspondiente al 2016, la Auditoría Superior de la Federación (ASF) llegó a la conclusión de que la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) incurrió en “deficiencias considerables” al gestionar los recursos destinados a las 50 representaciones en Estados Unidos que servirían para brindar atención, protección, servicios y asistencia consular a los migrantes mexicanos durante el año pasado.

En víspera de las elecciones de noviembre pasado, los consulados en la ciudades de Dallas, Nueva York, Laredo, Chicago y Los Angeles entregaron 801 millones de pesos a organismos civiles, sin siquiera evaluar previamente sus proyectos.

El órgano fiscalizador señaló que “no se proporcionó la evidencia de las evaluaciones de los proyectos presentados por las organizaciones antes de la autorización y asignación de los recursos; tampoco se acreditaron los criterios ni la metodología utilizada para seleccionar a las organizaciones a las que se les otorgaron recursos por 42 millones 418 mil dólares, y no se verificó que se diera total cumplimiento a lo estipulado en los memorandos de entendimiento”.

Dentro del informe que corresponde a la segunda parte de las auditorias correspondientes al 2016 que se entregó a la Cámara de Diputados se señala que el Instituto de los  Mexicanos en el Exterior (IME) obtuvo 779 millones de pesos para su programa de becas, sin embargo el dinero se destinó para otras actividades como promoción de salud, sesiones e implementación de estrategias en educación, entre otras.

Igualmente se acusa que “no se acreditó que el pago efectuado por viáticos y pasajes a 77 personas ajenas a la SRE y al IME por 946 mil pesos fue estrictamente indispensable para el cumplimiento de sus atribuciones, objetivos y programas de trabajo, con base en criterios de legalidad, eficiencia, eficacia, economía, racionalidad, austeridad, transparencia, control y rendición de cuentas”.

Como resultado la ASF ha formulado 51 recomendaciones, 27 observaciones y 11 promociones de responsabilidad administrativa a los funcionarios que resultan responsables de dichas anomalías.

(Con información de Milenio)

Comentarios