Imputan a funcionario de la UAEM por La Estafa Maestra

Por el delito de uso indebido de atribuciones y facultades en la asignación de 23 millones de pesos, de los más de 7 mil millones que fueron desviados a través de ese procedimiento

Imagen de archivo
- Publicidad -

De los más de 7 mil millones de pesos de recursos públicos que fueron desviados a través de La Estafa Maestra, la Fiscalía General de la República (FGR) ya logró a imputar a una persona, pero solo por 23 millones.

Se trata de Gerardo Ávila García, exsecretario de la rectoría de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM), quien, derivado del contrato que dicha institución firmó con la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) cuando Emilio Zebadúa era oficial mayor de la dependencia, decidió subcontratar el 92.98 por ciento, cuando solo está permitido hacerlo por 49 por ciento del importe total del contrato.

Ávila fue imputado por el delito de uso indebido de atribuciones y facultades.

La entonces Sedesol (ahora Secretaría de Bienestar) entregó a la UAEM 22 millones 994 mil 101 pesos con 20 centavos y, de esa suma, subcontrató un total de 21 millones 332 mil 996 pesos con 26 centavos.

El exsecretario de la rectoría compareció ayer ante Orlando Íñiguez Delgadillo, juez de control del Centro de Justicia Penal Federal del Reclusorio Norte, y se reservó su derecho a declarar.

También solicitó duplicar de 72 a 144 horas el término para que le definan su situación jurídica, lo cual autorizó el juez.

Según información de la audiencia celebrada, el 06 de mayo de 2013, Zebadúa suscribió un convenio general de colaboración con Jesús Alejandro Vera Jiménez, entonces rector de la UAEM, al cual se le hizo un anexo el 15 de agosto de 2014 para mejorar el proceso de gestión documental, el trámite de asuntos administrativos y el proceso de gestión para la atención ciudadana de la Secretaría.

Este documento fue suscrito por Gerardo Ávila, secretario de la rectoría, y la entonces directora General de Tecnologías de la Información y Comunicaciones de Sedesol, cuya identidad fue reservada ayer por el juez en la audiencia y solo autorizó referirla por sus iniciales WGAC.

La Secretaría entregó los 22 millones 994 mil 101 pesos a la Universidad y le solicitó el servicio de desarrollo, implementación y puesta en operación del sistema de control de gestión, con interoperabilidad y uso de firma electrónica avanzada.

Justo 25 días después, el 09 de septiembre, la UAEM empleó dichos recursos para subcontratar a la empresa Fralo Soluciones Tecnológicas, en un procedimiento de licitación pública nacional, por un monto de 21 millones 332 mil 996 pesos con 26 centavos.

Lo anterior, pese a que la institución educativa había confirmado la posibilidad técnica y material de realizar el encargo por sí misma.

(Con información de Reforma)

Comentarios