Iglesia católica de Polonia publica sus cifras sobre pederastia

Primado de la Iglesia polaca, Wojciech Polak. (Imagen de archivo) Foto: WOJTEK RADWANSKI / AFP
- Publicidad -

Cerca de cuatrocientos curas, religiosas y religiosos polacos declararon ser culpables de agresiones sexuales cometidas contra menores desde 1990, reconoció el jueves el episcopado católico polaco en un estudio estadístico.

Se trata exactamente de 382 autores de tales actos, de los cuales 198 abusaron de personas de menos de 15 años, siendo sancionados por la ley, y 184 de adolescentes de entre 15 y 18 años, lo que es un delito en términos de derecho canónico, indicó el padre Wojciech Sadlon, director del Instituto de la Estadística de la Iglesia de Polonia.

El número de víctimas es de 345 para los menores de 15 años y de 280 para los adolescentes mayores de esta edad, es decir un total de 625 personas.

Algunos autores de las agresiones, abusaron de más de una víctima.

“Sabemos bien que aún es solo la punta del iceberg”, reconoció el jesuíta Adam Zak, coordinador de la protección de la infancia y de los jóvenes ante el episcopado.

Estas cifras son las respuestas a un cuestionario enviado por el Instituto de la Estadística a todas las diócesis y órdenes religiosas polacas, y basado en los periodos que van desde el 01 de enero de 1990 al 30 de junio de 2018.

Los archivos de antes de 1990 -es decir de la época comunista- están vacíos o incompletos, explicó el padre Zak.

Varios arzobispos presentes en la conferencia de prensa señalaron que el fenómeno de pederastia no era exclusivo de la Iglesia católica, sino que está extendido en toda la sociedad y que la mayoría de las agresiones se cometían en el entorno familiar.

“Pero, incluso si solo hubiera una sola víctima (de un eclesiástico) esto solo puede provocar dolor y vergüenza”, declaró el primado de Polonia, Wojciech Polak.

La Iglesia debe estigmatizar el mal, pero también debe “manifestar misericordia para con los culpables, si estos buscan una transformación interior, si manifiestan arrepentimiento”, dijo el arzobispo de Cracovia, Marek Jedraszewski.

El mes pasado, una asociación polaca de víctimas entregó al papa Francisco en Roma un informe sobre la pederastia dentro del clero. Este texto contiene una lista de 24 obispos polacos acusados de haber encubierto casos de agresiones sexuales.

(AFP)

Comentarios