Atentado terrorista en Egipto deja cuando menos 235 muertos

Un grupo armado estalló una bomba y abrió fuego contra los fieles al interior de una mezquita  localizada al norte del Sinaí.

AFP PHOTO
- Publicidad -

Una vez más el terrorismo ha vuelto a asestar un mortal golpe en Egipto, pues se reporta que este viernes que una mezquita atiborrada de fieles en Bir al Abed, 40 kilómetros al oeste de la ciudad de El Arish (epicentro de la sucursal egipcia del Estado Islámico en el norte del Sinaí), fue atacada a pleno medio día dejado al menos 235 personas muertas y 120 más heridas, convirtiéndose en el acto terrorista más sangriento que se tenga registrado en el país.

De acuerdo con testigos, los terroristas hicieron estallar una bomba al interior de la mezquita Al Raudá, la cual está adscrita al rito moderado sufí (considerado herético por el salafismo extremista), al tiempo que varios individuos abrieron fuego a quemarropa en contra de aquellos que lograron escapar de la explosión.

Tras un enorme despliegue de fuerzas de seguridad al lugar, los sobrevivientes fueron trasladados a hospitales en decenas de ambulancias, a pesar de que los tiroteos continuaban en las inmediaciones del sitio.

Dentro de las víctimas se sabe que hay varios soldados de reemplazo que cubrían el servicio militar obligatorio en la zona conflictiva del norte del Sinaí.

Tras la caída del presidente Mohamed Morsi (afiliado a los Hermanos Musulmanes) en 2013 por parte del Ejercito, esta zona se ha convertido en el principal foco de violencia en todo Egipto, pues existen diversos grupos yihadistas en la frontera occidental con Libia que mantienen lealtad a Al Qaeda.

Por otro lado, la franquicia local del Estado Islámico en el Sinaí, ha multiplicado sus ataques en contra de militares y policías en la región, buscando sembrar aún más el terror.

La zona del Sinaí quedó parcialmente desmilitarizada hace décadas luego de la salida de  las tropas israelitas, tras el fin de la invasión en la Península que se prolongó de 1967 a 1979, cuando el gobierno de El Cairo reconoció al fin al Estado hebreo.

Cabe destacar que a finales de 2014, los yihadistas de la zona juraron lealtad al Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés) y se establecieron en la llamada Provincia del Sinaí del Califato, en la península que limita con Israel y Gaza.

Abdelfatá al Sisi, presidente de Egipto ha declarado un luto nacional de tres días tras el atentado y se reunió este mismo viernes con su Comité de Seguridad Nacional para analizar la situación, de acuerdo con información divulgada por la BBC.

El Mandatario ha prometido responder con una fuerza brutal para “vengar a los mártires” del este ataque, al tiempo que aviones de combate de la Fuerza Área realizaron bombardeos masivos sobre las zonas montañosas al norte del Sinaí, que es donde se sospecha pudieron ocultarse los autores del atroz crimen.

Hay que recordar que este tipo de ataques en Egipto no son ninguna novedad, pues en lo que va del año se han registrado diversos atentados tanto en El Cairo como en el valle del Nilo y apenas hace dos años un avión ruso con 224 pasajeros a bordo, se estrelló en el Sinaí a causa de una explosión cuando apenas despegaba de la ciudad turística de Sharm el Sheij, a orillas del mar Rojo.

Además, desde febrero pasado, fieles cristianos huyeron en masa de la región El Arish (donde se produjo el atentado en contra de la mezquita), luego de una ola de ataques terroristas en contra de sus comunidades.

De igual forma, los miembros de ISIS decapitaron el año pasado a un jeque local sufi, el cual fue acusado de hereje, según datos de la agencia France Press.

Hoy en día la península del Sinaí es considera una zona de seguridad militar, a donde los medios de comunicación no tienen permitida la entrada.

(Con información de El País)

Comentarios