Hipótesis sobre masacre en Minatitlán apunta a disputa entre cárteles: Fiscalía veracruzana

- Publicidad -

Uno de los móviles que la Fiscalía General de Veracruz investiga sobre la masacre de Minatitlán ocurrida el fin de semana pasado, es la disputa de un bar entre dos grupos del crimen organizado para la venta de droga o cobro de piso.

Se trata del bar “La Esquina del Chakl” donde primero un grupo vendía su droga y después otro le quitó ese mercado.

Así lo informó este lunes el titular de la dependencia, Jorge Winckler, quien no descarta que los implicados buscaran directamente la ejecución del dueño del lugar. 

“Hay indicios de venganza entre dos grupos del crimen organizado, es una hipótesis, una pelea entre dos grupos por la venta de droga o cobro de piso”, dijo el funcionario en conferencia de prensa.

Winckler Ortiz detalló que los homicidas arribaron a la palapa La Potra en un vehículo color blanco.

Los sicarios, que portaban pasamontañas, ingresaron al lugar donde se celebraba una fiesta familiar y buscaron a Julio César González Reyna, la Beky o la Becky, dueño del bar.

De acuerdo al fiscal veracruzano, los gatilleros utilizaron armas exclusivas de las Fuerzas Armadas.

Las autoridades están revisando las cámaras de seguridad, tanto de las dependencias gubernamentales como de los comercios de la zona, para tratar de ubicar la ruta que siguieron los responsables.

No obstante, la Secretaría de Seguridad Pública reveló que ya tenía ubicados a dos posibles responsables de la masacre, quienes están ligados al Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG).

Según Winckler Ortiz, Minatitlán era un territorio operado originalmente por Los Zetas y después por el CJNG.

(Con información de Milenio y Reforma)

Comentarios