Función Pública sanciona a vocero de Rosario Robles por desvíos

- Publicidad -

La Secretaría de la Función Pública (SFP) sancionó al vocero de Rosario Robles por los presuntos desvíos que desde las dependencias a su cargo se hicieron entre los años 2014 y 2016.

Se presume que Gustavo Rodríguez González, como director general de Comunicación Social de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), autorizó de manera indebida un pago millonario a Radio y Televisión de Hidalgo (RTH).

Fue él mismo quien esta tarde, en conferencia de prensa, anunció que, en acatamiento a la resolución de la dependencia, se separó de su cargo actual, como director de Comunicación Social de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu).

Rodríguez González informó que además le fue impuesta una multa, cuyo monto no reveló ni el periodo por el cual estará impedido para ejercer cargos dentro de la Administración Pública Federal.

“Me estoy separando del cargo de Director General de la Sedatu. Lo hago para iniciar mi defensa ante las instancias correspondientes al estar plenamente convencido de que el Órgano Interno de Control no agotó el principio de exhaustividad”, afirmó.

Rodríguez González explicó que la imputación en su contra es porque supuestamente autorizó el pago a RTH sin haber verificado que los servicios contratados para el diseño y ejecución de la campaña “Cruzada Nacional Contra el Hambre. 2 años cumpliendo”, se hubieran llevado a cabo.

Sin embargo, asegura que la Sedesol ya presentó las pruebas correspondientes pues la campaña sí existió y fue autorizada por la Secretaría de Gobernación.

En ella, se utilizaron más de 2 mil 600 spots de televisión, más de 3 mil 500 spots de radio, más de mil 200 inserciones en periódicos, así como espectaculares, carteleras, banners y otros medios complementarios, así como eventos culturales masivos.

Rodríguez González se convertiría en el primer funcionario de la Sedesol y Sedatu en ser sancionado por los presuntos desvíos que desde esas dependencias se hicieron, los cuales, según la Auditoría Superior de la Federación (ASF) ascienden a más de 1 mil 900 millones de pesos.

(Con información de Reforma)

Comentarios