Fiscalía veracruzana vincula a Gumaro Pérez con grupo criminal

Descarta la Fiscalía de Veracruz que actualmente se dedicara a labores periodísticas

- Publicidad -

Gumaro Pérez Aguilando, considerado el más reciente periodista asesinado en México y quien fue colaborador de diversos medios en Veracruz, tenía vínculos con la delincuencia organizada que opera al sur de la entidad, de acuerdo con la Fiscalía General del Estado (FGE).

Según el primer reporte oficial entregado por la Fiscalía Especializada en Atención de Denuncias contra Comunicadores de la FGE, el asesinato de Pérez Aguilando —de 34 años de edad— no está vinculado a su labor periodística.

Las autoridades lamentaron el deceso violento del comunicador e informaron que continuarán con la investigación hasta esclarecer los hechos, sin embargo, aclararon que no existen testimonios que permitan concluir que Pérez se dedicaba aún a la labor periodística.

“A partir de elementos contundentes que obran en poder de la fiscalía, originan la probabilidad de que el hoy occiso formaba parte de un grupo delictivo que opera en el sur del estado”, indicó mediante un segundo comunicado, emitido 24 horas después del crimen, la fiscalía encabezada por Jorge Winckler Ortiz.

Esta teoría ha sido confirmada tras la extracción pericial de conversaciones e imágenes obtenidas del teléfono celular del asesinado, al cual se accedió mediante formalidad de ley, sostuvo el fiscal.

“Existen registros proporcionados por el área de Prevención y Readaptación Social, dependiente de la Secretaría de Seguridad Pública, de múltiples visitas realizadas por el finado a Gil ‘N’, alias ‘El Negro’, quien se encuentra recluido en un centro penitenciario y a quien se vincula con el liderazgo del citado grupo delictivo”, afirmaron las autoridades estatales.

Una de las teorías indica que el comunicador fue ultimado por una banda rival.

Pérez Aguilando laboró por años en distintos medios de la zona sur de Veracruz, como el Diario de Acayucan, El Liberal, de Coatzacoalcos, y el portal Voz del Sur.

No obstante, cuando fue asesinado ya no trabajaba como periodista y se supo que sus últimas colaboraciones fueron para El Golfo Pacífico, donde publicó por última vez en septiembre pasado.

Gumaro Pérez fue ultimado a balazos en la Escuela Primaria “Rafael Aguirre Cinta”, en el municipio de Acayucan, mientras se encontraba en compañía de su hijo de 6 años durante un festival navideño.

Según datos de la Policía local, dos individuos ingresaron al plantel educativo, se dirigieron hasta Pérez Aguilando, quien trató de resguardarse en un salón de clases al percatarse de su presencia, pero lo persiguieron y asesinaron a tiros.

Con información de La Jornada

Comentarios