Detecta SAT a empresas fantasmas involucradas en nueva forma de evasión fiscal

- Publicidad -

El Servicio de Administración Tributaria (SAT) reveló una investigación a través de la cual detectó un nuevo esquema de defraudación fiscal que involucra a 600 mil empresas de todo tipo, entre ellas dedicadas a servicios, medios de comunicación y equipos de futbol, además de más de 13 mil socios o accionistas.

Así lo dio a conocer en conferencia de prensa, el administrador central de Planeación y Programación de Auditoría Fiscal Federal del SAT, Samuel Magaña, quien detalló que en el esquema de simulación fiscal a través de asimilados a salarios, figuran individuos “pública o políticamente expuestos”.

“A través de la utilización de empresas fantasmas, empresas simuladas o de empresas creadas ex profeso para este fin, se está pretendiendo evitar el pago del impuesto que tendría que pagar por el dinero que está fluyendo de empresas reales a sus socios o accionistas”, señaló el funcionario.

“Disfrazan no pagar esa retención al fisco federal a través de ciertas aplicaciones fiscales, como compensaciones, acreditamientos; esto es, generan o simulan saldos a favor o pérdidas fiscales de renta o créditos al salario de trabajadores que no existen para matar el entero de la retención o para empatarlo”, añadió el administrador del SAT.

Otra de las faltas detectadas por el organismo fiscal refiere que las empresas registran empleados ante el IMSS que ya están muertos o que simultáneamente laboran en 27 compañías al mismo tiempo.

Así, el SAT ha identificado que están involucrados en el uso de este esquema socios, accionistas, representantes legales, entre otros, de grandes empresas, a quienes se les está contactando para invitarles a corregir su situación fiscal de manera voluntaria y evitar así que se sujeten a proceso por la posible comisión de un delito.

En el primer caso identificado, un contribuyente que utilizó este esquema se le invitó a corregir su situación fiscal de manera voluntaria y pagar más de 161 millones de pesos (correspondientes al ISR de cinco ejercicios fiscales), lo que posibilitó concluir con ello el procedimiento de carácter penal.

Se presume que, hasta el momento, se han recuperado alrededor de 400 millones de pesos y se han abierto procesos penales contra algunos otros.

Cabe señalar que la pena por el delito de evasión va de cinco a 15 años de prisión.

(Con información de Milenio)

Comentarios