Desarman a policías en Zihuatanejo presuntamente coludidos con el crimen

Realizan limpia en Guerrero para deshacerse de delincuentes dentro de la corporación.

Operativo en Guerrero 2016.
El año pasado se realizó un operativo en distintos municipios de Guerrero. Hoy las Fuerzas Federales, desmantelaron a la policía del Zihuatanejo. Archivo. Foto: José I. Hernández.
- Publicidad -

Fuerzas estatales y federales de seguridad “sanearon” este martes la corporación policiaca del municipio de Zihuatanejo, Guerrero.

De acuerdo al Grupo de Coordinación de Guerrero (GCG) fueron detenidos 60 elementos de la Policía Municipal que, se presume, estaban vinculados con grupos de la delincuencia organizada.

Roberto Álvarez Heredia, vocero de la GCG, apuntó en conferencia de prensa que en coordinación con la Policía Estatal y Federal, así como el Ejército y la Marina, alrededor de las 07:00 de la mañana se empezó con la detención de tres elementos policiacos, para posteriormente tomar la decisión de desarmar por completo a la organización y llegar a la entrañas de la toxicidad que se vive dentro de la corporación policiaca de ese municipio de la costa guerrerense.

“Derivado de la supuesta infiltración y usurpación de funciones de individuos vinculados a la delincuencia en el cuerpo de la Policía Municipal de Zihuatanejo, el Gabinete de Seguridad Federal tomó la determinación de efectuar el desarme de los elementos de dicha corporación”, afirmó.

Tras la primer detención, fueron aprehendidas otras 42 personas que sin tener acreditaciones apropiadas, portaban armas largas, uniformes e insignias oficiales al interior de las instalaciones.

Por último, se anunció que otros 15 policías que ni siquiera habían aprobado sus exámenes de control de confianza, fueron detenidos portando armamento aprobado por la Secretaría de la Defensa Nacional para uso colectivo.

Durante la conferencia de prensa, Álvarez Heredia estuvo acompañado por el secretario de Seguridad Pública de Guerrero, Pedro Almazán Cervantes, y por el comandante de la 35 zona militar, José Francisco Terán, y explicó que todos los detenidos serán puestos a disposición de las autoridades pertinentes para que se determine su situación.

Aunque se agradece saber que al menos una pequeña porción de la fuerzas de seguridad del Estado quedarán libres (por el momento) del control del crimen organizado, sabemos que el cáncer de la delincuencia continúa infectando a diario corporaciones policiacas en uno de los estados donde la situación de violencia parece estar desde hace mucho tiempo en un espiral sin control.

(Con información de Notimex)

Comentarios