Denuncian damnificados encarecimiento de materiales y albañiles al sur de México

El aumento de las tarifas en albañiles y materiales de construcción se ha convertido en un calvario para los habitantes de pueblos como Juchitán e Ixtaltepec.

- Publicidad -

Tras el terremoto del pasado 07 de septiembre que causó daños en diversos municipios al sur del país, los habitantes que sufrieron la pérdida de sus casas ahora están enfrentándose con el problema de tener que reconstruirlas en un panorama donde los precios se han disparado de forma desorbitada para conceptos como contratar albañiles o incluso adquirir materiales como ladrillos, cemento, varillas y acero.

En lugares como Juchitán e Ixtaltepec miles de inmuebles fueron devastados y los vecinos viven en carpas junto a lo que quedó de sus hogares.

La gran mayoría de los afectados no cuenta con los recursos suficientes para la reconstrucción, pues el Gobierno ha prometido entregar ayuda hasta que inicie el 2018.

Vecinos en Juchitán reclaman que ahora materiales como una tonelada de cemento, se cotizan en cerca de 3 mil pesos y que mientras antes un albañil cobraba 250 o 300 pesos al día, “ahora hay los que te piden hasta 500”.

Sin embargo, no todo está perdido ya que arquitectos como Carlos Vichido, de la Fundación Alfredo Harp Helú, visitó las zonas afectadas hace unos días y explicó que apoyarán en las labores de reconstrucción, pues con los 120 mil pesos que entregará el Gobierno a los afectados, ellos se encargarán de diseñar y construir sus casas de nuevo.

“Nuestras casas son lo mínimo digno”, explicó Vichido, “nos los planteamos como un lugar donde nosotros querríamos vivir”.

Los diseños propuestos son de 70 metros cuadrados y cuentan con baño y espacio para la cocina, sin embargo el arquitecto calcula que los costos son tres veces más altos, de lo que está planteando entregar actualmente el Gobierno como ayuda.

(Con información de El País)

Comentarios