Y cuando despertó… nadie

- Publicidad -

Perdieron la presidencia en el 2000 y prometieron que se renovarían. La perdieron otra vez en 2018, y siguen en shock. Solían presumir de una militancia mayor a los 6 millones, pero se sabe que hoy no pasan de 1,2 millones de afiliados. El PRI y la soledad en la derrota.

Comentarios