Comparece Campa ante Comisión Permanente del Congreso por periodistas

El subsecretario de Derechos Humanos de la Segob, dijo que ninguno de los periodistas asesinados estuvo inscrito en el Mecanismo de Protección a Periodistas, pues quienes sí lo están, no han sufrido agresiones.

- Publicidad -

Este martes compareció ante la Comisión Permanente del Congreso, el subsecretario de Derechos Humanos de la Segob, Roberto Campa, respecto al tema de agresiones a periodistas.

El funcionario estuvo acompañado de Ricardo Sánchez Pérez, fiscal especial para la Atención de Delitos Cometidos contra la Libertad de Expresión (Feadle) y de Sara Irene Herrerías, subprocuradora de Derechos Humanos de la PGR.

En el encuentro, explicó algunas de las estrategias que se llevan a cabo como parte del Mecanismo de Protección a Periodistas y Defensores de Derechos Humanos.

Como ejemplo, Campa Cifrián destacó ante los legisladores que todos los días se hace un monitoreo de redes y medios para detectar posibles agresiones a periodistas e invitarlos a que acepten la protección, no obstante, planteó que si los periodistas en riesgo no aceptan la protección no se les puede imponer nada.

Reconoció que en los casos de los periodistas de La Jornada asesinados recientemente, Miroslava Breach y Javier Valdez, la técnica de monitoreo falló y se comprometió a mejorar ese sistema.

El funcionario señaló que las agresiones a periodistas no han parado porque son derivadas de la situación que atraviesa el país.

“En ningún otro lugar del mundo, lo sostengo con toda seriedad, el crimen organizado tiene las ventajas y oportunidades como en México. Como en ningún otro lugar, una puerta de tres mil kilómetros con el gran mercado de consumidores. Un mercado mayor que el del resto de los consumidores del mundo sumados”, dijo Campa Cifrián en relación al problema del narcotráfico que enfrenta el país.

El subsecretario aseguró que de los periodistas asesinados en el país, ninguno formaba parte del mecanismo de protección y destacó que, de los 538 comunicadores y defensores que actualmente están adscritos,  ninguno ha sido asesinado mientras que han fallecido dos escoltas cumpliendo su deber.

Tal parece que el monitoreo, no es muy eficaz.

Por su parte, el titular de la Feadle, fue cuestionado sobre la recompensa ofrecida este martes por la PGR para quien informe sobre los asesinos de seis periodistas, a lo que éste respondió que ese método era parte de las investigaciones.

Con esa medida, más bien parece que las autoridades están dando palos de ciego, aunque ellas insistan que es parte del plan.

Comentarios