Atribuyen irritación ocular de funcionarios a la iluminación

El secretario de Salud, José Narro, dijo que no descartan la posibilidad de que hubiera alérgenos en el ambiente

- Publicidad -

Al parecer, los ojos rojos del Presidente y parte de su gabinete, se debió a las luces.

Enrique Peña Nieto pidió que no se haga “chisme” sobre la irritación que sufrió en los ojos junto con varios integrantes del gabinete, tras un evento en Querétaro el viernes pasado, donde entregó los Premios de Ciencia y Tecnología.

A bordo del avión José María Morelos y Pavón, tras concluir una gira por Jalisco, el Presidente platicó con algunos reporteros sobre el tema, debido a que a lo largo de la jornada usó gafas oscuras para el sol.

Dijo que la madrugada del sábado tenía los ojos muy irritados, lo cual ameritó atención médica y señaló: “No hagan chisme del tema,  todos estamos bien, al mil por ciento, estamos trabajando”.

El Mandatario enseñó varias fotos de su teléfono, mostrando los ojos de varios de los funcionarios que lo acompañaron en el templete aquel día, entre ellas las del Gobernador Francisco Domínguez, y del secretario de Hacienda, José Antonio González Anaya.

El mexiquense agregó el amable comentario: “Conste que no habíamos tomado”.

Atribuyó el daño que sufrieron él y varios de quienes lo acompañaron en el templete a la intensidad de los reflectores que se colocan para que las imágenes de televisión tengan mejor calidad.

El parte médico del alcalde de Colón, Alejandro Ochoa Valencia, quién perdió la vista por cinco horas, señala que la iluminación utilizada en el evento fue la causa de las afectaciones oculares.

El Presidente descartó que el malestar haya sido provocado por agentes químicos.

No obstante, el secretario de Salud, José Narró, aseguró que no descartaban ninguna otra hipótesis que tenga que ver con presencia en el ambiente de algún alérgeno o de algún otro elemento que hubiera provocado la irritación.

Con información de El Universal

Comentarios