Acusan al INER de traficar morfina y fentanilo

Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias.
- Publicidad -

En el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER) Ismael Cosío Villegas” el personal médico alteró recetas para sustentar la salida de la farmacia de sulfato de morfina y citrato de fentanilo.

Así lo revela la Auditoría Superior de la Federación (ASF), en su revisión de la Cuenta Pública 2018.

En algunos casos, según refiere, se emitió más de una receta por paciente al día; y, en otros, se registró en el sistema una dosis mayor que la que realmente se suministró a los pacientes.

Se revisaron ocho expedientes clínicos y en ellos se halló que en el sistema se reportó 51.4% más de cantidad de sulfato de morfina de la que realmente se suministró a éstos.

En total, en estos ocho pacientes, atendidos en el INER en 2018, se registró la aplicación de un total de 10 mil 66.6 mg de sulfato de morfina. Sin embargo, con la revisión del sistema Medsys, en el cual el Instituto registra los cargos realizados de los medicamentos entregados a los pacientes, utilizados como base para calcular el costo de su atención médica, se comprobó que la cantidad de morfina registrada en el sistema fue de 20 mil 730 mg, superior en 10 mil 663.4 mg a la cantidad registrada en los ocho expedientes.

Incluso, la Auditoría revela que a un paciente se le cobraron 4 mil 700.0 mg de morfina, en tanto que en su expediente no se identificó su aplicación.

Además la Auditoría encontró que el INER no acreditó que 80% de los miligramos de sulfato de morfina que salieron de la farmacia fueron aplicados entre los pacientes que estuvieron hospitalizados o que fueron atendidos en el área de urgencias o consulta ambulatoria.

Es decir, que de los 432 mil mg de sulfato de morfina que en 2018 salieron de la farmacia del INER, el Instituto no acreditó el destino de  345 mil 760 mg.

Asimismo, la ASF detectó diferencias entre el código bidimensional (QR) establecido en las recetas emitidas por la Cofepris y el código numérico registrado en cada una de las recetas.

En lo que respecta al ciltrato de fentalino, de 646 pacientes a los que el INER reportó que les fue suministrado en 2018, a 156, es decir 24.2%, se les emitió más de una receta médica en un mismo día, lo que significaría rebasar la dosis de 30 ámpulas establecidas como máximo en la farmacopea mexicana.

Cabe mencionar que, en Estados Unidos, muerden diariamente un promedio de 44 personas por el abuso del opiáceo.

Una dosis de 2 miligramos de fentanilo tiene un costo aproximado de 300 pesos; mientras que un kilogramo puede llegar a costar hasta 400 mil dólares.

(Con información de Excélsior)

Comentarios