A 12 denuncias contra García Luna les dieron carpetazo

Los tres pasados sexenios tuvieron conocimiento de quejas y denuncias contra el ex secretario de Seguridad de Felipe Calderón y que ahora enfrenta juicio en Estados Unidos

24 de noviembre de 2020.-MDF91124020.-Genaro García Luna, entonces secretario de Seguridad Pública. Foto: NOTIMEX/FOTO/GUSTAVO DURAN
- Publicidad -

La Secretaría de la Función Pública (SFP) del Gobierno de Felipe Calderón sí tuvo conocimiento de las irregularidades y presuntos vínculos de Genaro García Luna con el narcotráfico, sin embargo archivó las denuncias pues las consideró “improcedentes” o que “carecían de elementos” para continuar con la investigación.

Fueron 12 denuncias y quejas las recibidas por la SFP, instancia que vigila que los servidores públicos actúen con legalidad, están relacionadas con acusaciones de enriquecimiento ilícito, vínculos con el crimen, abuso de autoridad, negligencia, ejercicio indebido de funciones, desacato, descuido y falta de atención en el cumplimiento de sus obligaciones.

A pesar de ello Felipe Calderón, que gobernó el país de 2006 a 2012, ha negado que él tuviera conocimiento de los nexos de quien fuera su secretario de Seguridad Pública, sobre todo después de que García Luna fuera detenido en diciembre pasado en Estados Unidos acusado de recibir sobornos del narcotráfico.

El 03 de mayo, Calderón reiteró en Twitter: “Es falso que mi gobierno tuviera información sobre nexos de Genaro García Luna con el narcotráfico. Actué con determinación contra el crimen organizado y recibí amenazas por ello, jamás hubiera permitido que ningún funcionario con vínculos como esos siguiera en el gobierno”.

Pero de acuerdo a documentación, los órganos internos de control de la Secretaría de Seguridad, Policía Federal y de la Secretaría de la Función Pública sí recibieron denuncias que alertaban sobre estos nexos.

Una de las quejas fue presentada en 2010 por expolicías federales que alertaron de supuestos vínculos con el crimen organizado de García Luna y sus colaboradores cercanos como Luis Cárdenas Palomino, entonces comisario en jefe de la Policía Federal Preventiva (PFP), y Armando Espinosa de Benito, coordinador de inteligencia de dicha policía.

Tal queja fue desestimada porque los policías se negaron a dar sus nombres y no pudieron comprobar lo señalado en varias mantas y cartulinas que aparecieron en varios estados donde criminales acusaban a García Luna de trabajar par “uno de los cárteles”.

Durante el gobierno de Vicente Fox, Felipe Calderón y Peña Nieto los órganos internos de control y la SFP tuvieron conocimiento de 23 quejas y denuncias por diversas irregularidades atribuidas a García Luna.

Pero la mayor cantidad de ellas, es decir, 12 se recibieron durante el sexenio de Calderón, la administración de Vicente Fox recibió nueve señalamientos y durante el periodo de Enrique Peña Nieto solamente se registraron dos denuncias.

En 2012, un ciudadano presentó una denuncia ante la SFP acusando a García Luna de un crecimiento patrimonial significativo, no justificado e inexplicable.

Apoyó su queja con información del Registro Público del Comercio de la Ciudad de México, así como datos sobre las declaraciones patrimoniales de 2002 a 2011 de García Luna, en donde se apreciaba la compra de viviendas y terrenos al par de sus diversos cargos en el servicio público.

Se detallaba que entre 2006 y 2008 compró tres propiedades a crédito y un terreno de contado, en el cual edificó una construcción de cerca de 20 millones de pesos, y terminó de pagar otra propiedad de 2.3 millones de pesos.

Aunque según las declaraciones patrimoniales de 2001 a 2008 del entonces funcionario, no tenía el salario ni los ahorros suficientes para comprar el terreno, menos para realizar una construcción de esas dimensiones.

Incluso García Luna declaró en 2008 tener una deuda de 6.8 millones de pesos, no obstante el mismo año adquirió un terreno de más de 4 millones de pesos donde construyó una nueva casa, pero esta queja tampoco prosperó y la SFP determinó concluirla por “incompetencia”.

También en 2008, Javier Herrera Valles, quien fuera director de la PFP en el sexenio de Calderón denunció actos de corrupción por parte de García Luna, pero la queja no prosperó y fue concluida mediante “acuerdo de archivo”.

En 2011, el PRD acusó al exsecretario de desviar recursos públicos de la Secretaría de seguridad para la grabación de la serie El equipo, transmitida en Televisa, donde se utilizaron instalaciones, equipos y personal policiaco, pero la SFP concluyó que no hubo irregularidad porque existió un contrato.

Contrario a lo que pasa en México, en Estados Unidos las autoridades indagaron sobre el patrimonio de García Luna y encontraron que tan solo en aquel país tiene propiedades por 4 millones de dólares que adquirió con prestanombres y empresas fantasmas.

Y el pasado 27 de febrero, durante una audiencia de fianza en Nueva York donde se analizó si García Luna debería enfrentar el proceso en libertad, la Fiscalía de Estados Unidos exhibió su poder adquisitivo y alguno de sus inmuebles y hasta un yate.

(Con información de El Universal)

Comentarios